Del cinismo de Juan Rodolfo al reto de Raymundo Martínez: encontrar el dinero que no se pagó a trabajadores

6

Hay voces que afirman que una presidencia municipal da a «tres generaciones para vivir». Claro, esas voces conciben a la administración pública como la mejor manera de hacer rico de la noche a la mañana. Conciben a la administración pública como el fin y no como el medio. Sí, el fin de incrementar arcas personales dejando de lado que su trabajo es servir a los demás.

Como nunca antes se había visto en el Estado de México. O al menos hecho público. El foco mediático ha estado en los municipios de Naucalpan y Toluca. El primero, gobernado por Patricia Durán (Morena) y el segundo por Juan Rodolfo Sánchez (Morena).

El alcalde «tomó las riendas» de la capital mexiquense buscando desde el día uno la candidatura ala gubernatura por el partido fundado por el presidente Andrés Manuel López Obrador. Sin embargo, malos manejos administrativos, irregularidades en materia de seguridad y obra pública, fueron tirando su mal llamada candidatura.

Y entonces, el alcalde de la capital del Estado de México dejó de pagar. Primero fueron los cadetes que buscaban engrosar las filas de la Policía Municipal y recuperar un territorio que hoy ha ganado la delincuencia. Luego, este mismo año en julio, pasadas las elecciones en la que buscaba reelegirse Juan Rodolfo, comenzaron a dejar de pagarles a los trabajadores. No importaba su nivel. Las quincenas llegaban a cuentagotas.

[Falla estrategia de Seguridad de Juan Rodolfo Sánchez en la capital mexiquense]

A la estructura municipal no se le ha pagado diciembre. Un trabajador, quien pidió guardar el anonimato, cuenta que a supernumerarios, jefes de departamento e incluso a directores, se les debe por igual: al menos en diciembre no han cobrado sus dos quincenas. Mucho menos el aguinaldo. «No trabajamos por hobby, trabajamos por necesidad», dice.

En un acto de cinismo, el alcalde saliente escribió en Twitter que su administración está «cerrando y cumpliendo cada pendiente a pesar de la pandemia y los retos que este tiempo de crisis nos impuso». Lo cierto es que en las vísperas de la Nochebuena los trabajadores se han seguido manifestando, exigiendo…un derecho: el pago por sus servicios prestados.

La realidad es que la bomba de tiempo es para Raymundo Martínez quien tomará posesión el próximo 1º de enero. Él deberá lidiar con eventuales laudos y exigir que el Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México (OSFEM), así como empresas de auditoría externa encuentren la ruta de un dinero que era de trabajadores y aún nadie sabe a dónde fue a parar.

Rapiditas

Hasta hoy, la administración que encabeza Patricia Durán en el ayuntamiento de Naucalpan adeuda a los servidores públicos municipales ocho quincenas de salario y las prestaciones mensuales. A esto se le agrega el pago del aguinaldo que debió ser cubierto en noviembre y los primeros días de diciembre.

La alcaldesa entrante, Angélica Moya Marín, advirtió este lunes que procederá administrativa y hasta penalmente contra la o los responsables de la actual administración de este municipio, que no han cubierto los salarios y prestaciones de los empleados del ayuntamiento y ahora tampoco han cumplido con la entrega del aguinaldo.